El Consejo de Ministros aprueba el Anteproyecto de Ley de protección de la infancia o Ley del Menor
Categorías

El Consejo de Ministros aprueba el Anteproyecto de Ley de protección de la infancia o Ley del Menor

16/06/2014

El Gobierno acaba de aprobar el Anteproyecto de Ley de protección de la infancia

El Gobierno acaba de aprobar el Anteproyecto de Ley de protección de la infancia o conocido como Ley del menor. La base más destacada de este anteproyecto es agilizar los procedimientos de adopción y acogimiento, y establecer que un menor siempre sea oído dentro de un proceso judicial.

Otra de la propuestas más destacadas de esta reforma es que por primera vez se establece en una norma estatal las situaciones de los menores en riesgo y desamparo, quedando ésta última determinada por el abandono, riesgo para la vida, salud o integridad física; o la inducción a la mendicidad, la delincuencia o la prostitución. Así, cuando haya desamparo se dará la tutela del menor a la entidad que corresponda.

En el apartado correspondiente al acogimiento y la adopción se dará prioridad a aquellas soluciones más estables y a las familias consensuadas. El acogimiento familiar es una de las prioridad de esta ley simplificando la constitución y sus procesos, pues no hará falta la intervención de un juez.

Se tiene pensado crear el Estatuto del Acogedor Familiar, que englobará el derecho a que los menores acogidos sean oídos por la entidad pública antes de emitir cualquier resolución que afecte al menor. Las familias que decidan acoger recibirán valoraciones para su idoneidad. Se establecen nuevos tipos de acogimiento familiar: de urgencia, para menores de seis años; temporal y permanente.

En cuanto a la adopción, también se agiliza, dados los tiempos largos que establecía la anterior ley. Por ejemplo, para aquellos menores en situación de desamparo no hará falta el asentimiento de los padres biológicos si transcurren dos años sin que hayan intentado revocar dicha situación.

Algunas novedades en este tema establecen que la entidad pública que se haga cargo de cada caso proponga al juez el expediente de adopción, y se iniciará un periodo de convivencia entre el menor y la familia. Los niños estarán desde primer momento con la familia y no pasarán por un centro de acogida. Otro sistema es la adopción abierta, con el fin de que el menor pueda tener contacto con los padres o familia biológica.

Otra novedad es que las madres que quieran dar su hijo en adopción nada más nacer deberán dar su consentimiento seis semanas después del parto y no en treinta días como sucedía con la anterior ley.